Autor

Mi nombre es Olmo. Soy un entusiasta de los blogs desde hace más de 8 años. Una vez que comencé no pude parar. He tenido altibajos, como en todo. Pero las perspectivas futuras de mi actividad como bloguero son prometedoras. Aquí cuento un poco más sobre mí.

Algo básico para empezar

Primero algunos datos básicos. Soy mexicano. Nací en Iztapalapa, Distrito Federal (lo que ahora es Ciudad de México). Nací pero nunca he vivido allá. La historia de como terminé en dicho lugar es curiosa, aunque la dejaré para otra ocasión. Eso sí, he vivido en varios estados más.

Aún no me decido a donde pertenezco, y quizá nunca lo haga. He repartido mis años de vida entre el Estado de México, Guanajuato y Michoacán. Mis recorridos fuera del país incluyen Cuba, España y California. Dentro de mi extensa lista de países que quiero visitar Australia encabeza por mucho.

Mis experiencias escolares fueron gratas casi en su totalidad. Nunca tuve problemas de aprendizaje con ninguna materia. Esto es todo un logro si se contrasta con lo aburrida que puede llegar a ser la enseñanza formal. Se puede decir que sobreviví al sistema con mucho éxito.

Los estudios superiores

Estudié ingeniería mecánica agrícola en la Universidad Autónoma Chapingo (UACh). Llegué a dicha casa de estudios sin saber que quería de la vida, pero con la firme convicción de viajar lo más posible. Esto derivado de que veía viajar mucho a mi papá, quien era y sigue siendo profesor de dicha institución.

Creo que la idea estaba clara desde mucho tiempo antes de presentar el examen de admisión. Pero mi madre quería ir a la segura y me empujó a realizar otros dos exámenes de admisión. Aprobé los tres, y curiosamente el que sentí peor fue el de Chapingo. Al final lo importante es que fui admitido.

Solo para el registro. Apliqué para ingeniería civil en la Universidad Autónoma de México (UNAM) y para ingeniería química para la Universidad Autónoma de Guanajuato (UAG). Al final la tradición familiar me impulsó a elegir Chapingo (tanto mi mamá como mi papá estudiaron ahí).

Comienza la transición

En fin, que yo solo quería una ingeniería, la que fuera. Por cualquier otra cosa acerca de mi futuro no me preocupaba. La cosa fue bien en la carrera. Conocí mucha gente de todas partes del país, algo que creo que solo es posible en Chapingo, donde llegan estudiantes de todos lados.

Luego cuando estaba realizando la tesis comencé los trámites para la maestría en ciencias en horticultura, en la misma universidad. A pesar de haber estudiado una carrera afín a la agricultura no tenía la más mínima idea sobre plantas, así que decidí que sería un buen reto.

Me titulé un primero de diciembre y para el diez de enero siguiente ya estaba de nuevo en clases. Debo confesar que la enseñanza a ese nivel me dejó mucho que desear. Soy un firme creyente de que el modelo de educación actual está obsoleto. Aun así fueron dos años de mucho aprendizaje, la mayoría por cuenta propia.

Aprender a aprender

Fue en un entorno lleno de tareas e investigaciones, cuando surgió la idea de un blog. No es que me sobrara el tiempo para eso. Sino más bien que algo en mi estaba buscando una forma distinta de aprender. Bloguear surgió como una idea vaga al inicio, pero luego fue tomando forma.

Mi primer blog, del que hablo más en la página donde explico de que va este proyecto, tenía el objetivo de aprender más rápido. Al final de cuentas estaba en una competencia donde mis compañeros estaban mejor preparados para los temas agronómicos que yo. Había que estar a la altura.

El argumento fue sencillo una vez que tomó forma. Para escribir un blog necesitas entender de lo que estás escribiendo. Esto también implica leer mucho sobre el tema. Además, los blogs son herramientas de comunicación donde el lenguaje es sencillo, lo cual suele ser complicado de plasmar.

Competencias para lo laboral

Poco a poco me fui dando cuenta que tener un blog me estaba impulsado a mejorar en muchas cosas. En los años que llevo blogueando he tenido mejoras muy importantes. Lo noto, tanto a nivel de comunicación, como para adquirir conocimientos específicos.

Ahora bien, bloguear siempre ha sido un pasatiempo. Al menos hasta ahora. Desde que me gradué de la maestría he trabajado en dos ámbitos distintos. El primero fue la educación privada y el segundo la agroindustria privada. Siendo este último donde me encuentro todavía.

Mis perspectivas actuales para vivir de Internet están todavía en pañales. Si bien tengo una experiencia de varios años, me falta mucho por aprender. Por sobre todas las cosas debe cambiar mi mentalidad de profesionista a mentalidad de emprendedor. Este es quizá el mayor reto que tengo.

La educación privada

Debo decir que no tuve ni tiempo de buscar trabajo, pues todavía no presentaba la tesis de maestría cuando me llamaron para dar clases. Matemáticas, física y química fueron las asignaturas que impartí. Todas a nivel preparatoria. Fueron unos años que me sirvieron para mejorar una enormidad.

También desempeñé, sin dejar el papel de maestro, el rol de director de la institución. Sin duda ha sido una de las mejores pero también más abrumadoras experiencias de mi vida. Mejores porque pararte frente a grupos de adolescentes es retador a cada instante. Abrumador porque también trata uno con los padres de familia.

Pero al final lo dejé, quedando la espinita de volver en algún momento a la educación. Me gustaría en un futuro probar suerte con la enseñanza a nivel superior. No es algo que tenga que hacer sí o sí, pero sería una experiencia muy interesante.

La industria privada

De los salones de clases brinqué a los campos agrícolas. Mi segundo trabajo, en el cual estoy todavía, es en una gran empresa trasnacional dedicada a la producción y comercialización de berries. De hecho es la empresa líder del sector. Mi trabajo es visitar los campos de los productores socios y apoyarlos en la producción.

Por el nivel de la empresa, desde el primer día fue un empleo retador. La parte positiva es que me ha mantenido reinventándome constantemente. Además me encanta el reto que representa el trato con personas diversas. Entre lo que se podría mejorar están varias cosas administrativas, como juntas sin ton ni son y cosas así.

Para la mayoría esto podría definirse como un puesto soñado. Para mí sin embargo solo es un escalón más. En los años que llevo en esto he tratado de aprender y mejorar lo más posible. He cumplido el objetivo hasta ahora, pero estoy pensando que va siendo tiempo de algo nuevo.

El futuro comienza ahora

Ideas sobre el futuro tengo muchas, pero nada concreto aún. Por una parte me gustaría moverme a otra empresa agrícola. Pero también me gustaría poner un negocio. Si analizo ambas opciones ninguna termina de convencerme. He decidido entonces mezclarlas un poco.

Estoy analizando seriamente la posibilidad de poner un negocio relacionado con la agricultura. Pero este debería ser digital. Es decir, solo quiero una conexión a Internet y una buena computadora, y desde ahí me encargaré de todo. La idea de hacer rutina en un solo lugar no es algo que me atraiga de cara al futuro.

Esto es, por ahora, más un sueño que una meta. El primer paso es sacar adelante este blog. Si la cosa comienza a despegar me tomaré en serio el asunto como un posible negocio en el futuro. La única certeza que tengo ahora es que tengo muchas ideas y necesito empezar a poner orden.

Para finalizar

Hago otras cosas fuera del trabajo y del blog, que me ocupan la mayor parte del día. Algunas de mis actividades más o menos diarias son: hacer deporte, leer libros, seguir blogs, escribir poemas, ver series, buscar inversiones… Bueno, principalmente eso.

Es importante mencionar que poco a poco me estoy haciendo adicto a la disciplina personal. Si no fuera por esta hubiera abandona este blog hace tiempo. También me estoy formando en sistemas de organización, desarrollo de hábitos y eficiencia del tiempo.

Me encuentras en About.Me, sitio que tengo como meta mejorar mucho en este año. Quizá hasta compre el dominio personalizado. Además tengo cuenta en casi toda red social general, que no sea de nicho muy específico. Pero donde más activo ando es en Twitter. Justo ahí podemos entablar conversación.

Actualización al 05-09-2018

Actualmente me encuentro apoyando a los chicos de SMEAP México y Agricultores Urbanos en la mejora de sus sitios web. Es algo que estoy haciendo de manera voluntaria porque creo en ambos proyectos. No vamos lo rápido que quisiera porque me queda poco tiempo al día. Pero le estamos echando ganas.